Estilos de gestión: ¿Cueces o enriqueces?

Innovacion y creatividad Blog sobre innovacion, creatividad y emprendiemiento

 

Al igual que con los supuestos beneficios que provoca en la comida ese conocido condimento que usaba este slogan en sus anuncios, nuestra labor como gestores tiene un similar paralelismo para con las personas que gestionamos, por lo que os lanzo la pregunta ¿Vosotros que sois de los que cuecen o de los que enriquecen con vuestra gestión?

Está claro que de forma natural nadie diría que prefiere cocer a sus equipos, y si lo dice es que hablamos de kamikazes organizativos, de talibanes que tendrían que tener prohibido ejercer cualquier tarea que suponga la gestión de personas, ya que un gestor talibán puede terminar con la salud mental y física de parte de todo aquel que se cruce en su camino, y además construir otros kamikazes que hagan lo mismo que lo que hicieron con ellos.

Pero quitando a esta tipología de personas, puede ser que realmente haya personas que desarrollen acciones que provoquen la “cocción” de sus subordinados y no sean conscientes de ello, si queréis salir de la duda la respuesta sobre qué tipo de gestores sois la tienen vuestros propios equipos.

La pregunta exacta que tendrían que contestar sería ¿Volverías a trabajar con tu responsable? O ¿Crees que tu responsable te ha aportado algún tipo de valor o ha significado algo dentro de tu carrera profesional?

Está claro que si la respuesta mayoritaria es negativa, vosotros sois de los que pasáis por la vida “profesional” de vuestros equipos sin pena ni gloria, y eso en el mejor de los casos, ya que es posible que vuestra huella sea hasta negativa en la memoria de las personas.

Si tenemos en cuenta las causas que las personas alegan al dejar voluntariamente una compañía, se puede concluir que los gestores somos mucho más de cocer que de enriquecer. Todos los regalos y muestras gratis, promociones, productos gratis, cupones descuento, sorteos, concursos, ofertas España del 2022 Muestras gratis y regalos

Al contrario, todos los que durante nuestra vida profesional hemos tenido algún jefe que nos ha dejado su huella (ya que nos ha enseñado, nos ha dado oportunidades, nos ha planteado retos, nos ha corregido o exigido pero con rigor) siempre lo recordaremos, pues estos son los gestores que enriquecen.

Recordamos a estos gestores por dos causas, la primera es porque realmente con su manera de gestionarnos nos marcaron y la segunda por la gran diferencia que hay con el resto de jefes que hemos tenido y que han preferido consciente o inconscientemente “cocernos”.

Tenemos muchas carencias como gestores, ya que tener a cargo a gente no sólo significa repartirles tareas y monitorizar su trabajo, instigándoles para que cumplan con lo que se les ha encomendado, sino que se tiene que ir más allá, mejorando las competencias de las personas, sus conocimientos, ayudándoles a crecer, marcándoles retos, entendiendo sus fortalezas y debilidades y centrándose en ellas.

Si lleváis trabajando con un equipo durante un tiempo y no veis su evolución, no caigáis en lo fácil, no digáis aquello de que son flojos, su rendimiento no es el esperado, no tienen el perfil requerido para asumir sus responsabilidades, etc. Ya que sois vosotros como gestores los que estáis fallando, porque todos nosotros tenemos capacidad de aprendizaje y de los gestores depende cocernos o enriquecernos.

Estilos de gestión: ¿Cueces o enriqueces?

Top 20